Alexander Nevski, un poema épico

De cómo la madre Rusia expulsó de su tierra a los suecos, teutones y mongoles que la invadieron.

Sergei Prokofiev, compositor ruso (Sontsovka 1891 – Moscú 1953), alinea el deseo ferviente de una patria unida, a la victoria de un líder reconocido y aupado por la masa popular como artífice preeminente en la defensa de una nación oprimida por el extranjero invasor. 

Sergei Prokofiev

En los inicios de 1938, toda Europa se estremece de malos presagios. Son tiempos oscuros para  un pueblo que acaba de iniciar una revolución de ideas y proyectos políticos, destronando antiguas dinastías con las manos teñidas de sangre y confusión por aquellos que aún no habían comprendido el por qué de ese cambio tan radical. Y mientras se cuece lentamente la pócima de la dominación nazi, surge la idea de compromiso de realizar una banda sonora para un film que podría abrir heridas ya cerradas. Prokofiev, guiado por ese instinto patrio de libertad, acepta la proposición e incluso compone una cantata para Mezzosoprano coro y orquesta Op. 78. 

Es una historia llena de matices bélicos pero también sensibilizada en el amor a la tierra que fue bendecida por zares y grandes hombres de estado, por un pueblo sojuzgado, harto de represión y castigo que supo encontrar al hombre sabio y valiente que dirigiera sus pasos para aniquilar al opresor extranjero. Alexander Nevski fue el baluarte que Rusia necesitaba en aquel siglo XII plagado de injusticias y necesidad y Prokofiev encontró en él un paradigma de valores dispuesto a resucitarlo a pesar de los siglos transcurridos. Nevski se convirtió a través de su música en el gran héroe que hizo frente a los invasores que pretendían apoderarse de Rusia. No permitió intromisiones políticas ni se ablandó con las falaces promesas de protección que la iglesia católica le hizo llegar y así conseguir la conversión del pueblo ortodoxo ruso. Suecos, teutones y caballeros católicos en su afán de justificar la invasión en una cruzada más contra el infiel, se disputaban el vasto territorio oriental de Europa.

De esta manera se fue gestando el tema principal, en torno al cual giran los acontecimientos que envuelven esta victoria del pueblo ruso y la muestran en un momento crítico de su historia, cuando Stalin firma con Adolf Hitler un pacto de no agresión mutua.

Iglesia de la Resurrección de Cristo. San Petersburgo

Cuando Prokofiev dio por finalizada su obra en la que rebosa lirismo y una gran fuerza dramática, el gobierno ruso prohibió su representación así como la visualización de la película en la que el compositor intervino en la creación de la banda sonora.

Era evidente que el pacto de no agresión firmado con Alemania no se llegó a cumplir y Rusia fue invadida por el ejército nazi en Junio de 1941. El gobierno ruso consideró que era el momento idóneo para divulgar de nuevo la obra. La música de Prokofiev enardecería de valor y coraje los corazones del pueblo ruso. Recordarían al hombre que siglos atrás desató las ligaduras que teutones católicos y mongoles infieles les infligieron.

 

“No era consciente aún del sentido profundo de los acontecimientos que se desarrollaban en la Rusia soviética y no me daba cuenta de que exigían el concurso de todos los ciudadanos, no sólo de los políticos -como había creído- sino también de los artistas.”

“ Los temas tradicionales de occidente me repugnan ahora; los encuentro fastidiosos, indiferentes, tan inútiles unos como otros. En la Rusia soviética millones de hombres descubren la música, y en esos nuevos cuadros, debe pensar el compositor soviético de hoy”.

Sergei Prokofiev

María de Fraile. Noviembre 2020.-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s